Bosques y máquinas//

“Somewhere Nabokov is smiling, if you know what I mean"



Cybercabina al paso
23.3.10 @ 7:26 p. m.

Ahora mis horarios se han alterado y el final del verano colisiona con los rastros de twitter. Las caminatas con lentes para el sol y el superbolso son agotadoras. Mis trabajos son como metamorfosis en random. Y cuando escribo acá me siento como si me diera un baño refrescante de ideas. Un paradero. Una pausa. Apenas un paréntesis para dejar un breve post.
En twitter mis relaciones sociales son escasísimas, lo que no me otorga una oleada de los llamados followers. Lo comento porque he estado pensando en cómo se mueve la maquinaria twitter. Y  tampoco  soy una marginal de sus cadenas y listas. Leo las que formé con interés. De mi reciente lectura, extraje una palabra: dummie. Me resulta muy inspiradora. Placer.

En un asterisco aparte queda el horror-dream.
Chau.

Etiquetas: ,


La musa de Giger
17.3.10 @ 7:56 a. m.

Tiene las venas muy profundas y la mirada vidriosa, como para recordarte a Guernica, Dachau, Bagüa, los pleamares de un mar rojo. 
La musa de Giger usaría jeans y vestidos transparentes para un casting memorable. Formaría parte de una platea de monstruos en ese film que por fin realizarías, entre el noise de los enloquecidos músicos de cabaret posmoderno y el deseo de unos cowboys que siempre persiguieron el cometido del horror-dream.

Te contaría que un día de éstos, ella explotaría como una electrik musa en tus visiones. Ahora espérame, debo dormir después de refrescar mi rostro desvelado.
La musa de Giger se duerme en tus cajones secretos como un expediente X.  Clic.

Etiquetas: , , , ,


Un post-it extendido
11.3.10 @ 5:11 p. m.

Estoy en transiciones. Como ustedes, y en este punto, el pos-it es personal, catártico, una concentración de subjetividad. Imagino que no debería interesarle  a nadie, más que a mí, pero al mismo tiempo sé que siempre le interesa a alguien más por otras razones. Por ejemplo, por curiosidad. Sobretodo. 
A mí me gusta leer posts personales que cuente sucesos, pequeñas cosas, apuntes estremecedores, bellos, filosóficos, que mezcle datos de canciones con  estudios e inquietudes. Y lo que más me atrae, es cómo lo escriben. Y llegando a ese punto, reconozco que me enamoro de algunas escrituras. Y éstas se convierten en potenters. 
Debo escribir sobre los potenters, sobre lo que me interpela y estimula. Distinguir entre las variables y las claves matrices. Lo que en un lenguaje de marketing se orienta a un éxito económico, en mi ruta va por una riqueza que me constituye. Aunque no sea yo una aspirante a santa, precisamente. Vamos, el tema de la fe aparece y es una constante poderosa. Si pudiera le daría un abrazo a Elso, por su tuit sobre Kierkegaard. Es twitter mi caja de resonancia. Siempre allí encuentro voces vitales. Incluso cuando están tristes. Alguna perturbación se extiende y se siente en el cuerpo. Se expande, se transforma en pensamiento.
Así, puedo ver a David Bowie y a Nietzsche en diferentes coordenadas,  y no es extraño. Todo se concatena, lo he escrito muchas veces acá . Ustedes saben, estamos conectados como por cables invisibles, en cada red social, en cada influjo. No es nada nuevo lo que digo, es el scream escrito. Porque lo necesito, y sé que de una u otra forma, ustedes o alguien, probablemente apenas tres personas, llegando acá también lo necesitan. Mi scream es el suyo y viceversa. Parece que no escucho el tuyo. Objetivamente no se oye más que el ruido de la computer y el sonido del teclado al escribir este post. Sólo que hace tiempo el scream de otras cuerpos, se filtra por aquí. No es una alucinación. Sólo es un scream y se oye. Luego es otro y también se escucha. Y tan sólo cuando voy a dormir, hay un segundo de silencio. 

Al silencio lo guardo.

Etiquetas: , , , ,


El significado de Haloscan
5.3.10 @ 9:31 p. m.

Aunque guardé el registro de comments Haloscan, actualmente no entiendo por qué no opera y reitero que su charm anterior o para decirlo con precisión, su designer, era inconfundible cuando fue Haloscan. Ahora hay un servicio llamado Echo que estuvo funcionando en mis anteriores templates. Si alguien sabe qué solución darle a este impasse, avíseme por favor. No se ven los comments ahora y aún así, persisto en colocar los correspondientes códigos. Y claro, la cuestión va por el business. Antes te daban un servicio free y si querías algo sofisticado, debías pagarlo. Justo.
Dejaba en Haloscan mis mensajes. Por ejemplo le solicitaba a G me permita ver sus tuits en una lista twitter. Desde aquí lo pido, especialmente.  Me parece tan extraño que deba ir al margen, a leer sus tuits. 
Los detalles del espíritu.

Haloscan era una especie de recinto virtual en el que colocabas una imagen escogida. Se percibe su falta.
[Ustedes saben: es algo que se parece a no tener un attachment predilecto].
Insistan en darle el click a la palabra comments, ¿sí?. Posiblemente se abra el espacio y ya no será Haloscan, pero sí otro lugar donde dejar un hola y mucho más.

Entretanto seguiré  con las radiaciones  que Kierkegaard ha marcado con Temor y Temblor.

Danke a quien haya leído esta anotación en honor al recordado Haloscan, especie de caja virtual que siempre traía alguna sopresa.
[Y claro, permanecen los comentarios blogger. Infalibles]

Etiquetas: , ,


Tu chocolatier en el recuerdo
@ 6:26 a. m.

Mucho noise en la noche y libélulas. El scream subterráneo, twitter, la vagoneta espacial, la búsqueda de pdf's, el mate frío, el playlist con Dan Deacon sellando su trópico elevado, fineze.

Noticias del norte de mi país. Piura desolada. Re-pensar en Bagua, las interpretaciones de la lejanía apolítica. El verano consumándose en las canciones de PJ Harvey. Y una imagen revoltosa del chess, inteligente y lleno de variables. Al final, el recuerdo de tu chocolatier en una pequeña caja dorada. Las pruebas del espíritu hacia el alba. Over.

Etiquetas: , , , , ,


[Desaparición de post y Kierkegaard]
3.3.10 @ 6:09 a. m.

Se complicaba la edición del FX. Kierkegaard escribió sobre el Caballero de la fe. Lo masculiniza. Sustenta su grandeza y no oculta su gran perturbación.

----

Miércoles y amanece. Los héroes palidecen al lado de Abraham. Kierkegaard eleva su plegaria sin dirigirse a ningún Dios.

...
Recuperé Paraderos.

Paraderos
1.3.10 @ 10:07 p. m.

Mientras esperaba el bus, me senté y miré largamente a la gente. Los mismos gestos de siempre, pensé. Luego recordé lo que le dije a @dreampicker el otro día cuando ella hablaba sobre lo que es estar en twitter:  
Y es que estos días, no pude detenerme en una cibercabina hasta este post.  La ciudad me devoró pero hoy fui vomitada por sus ojazos crueles.

Y este post es cual apunte una cuestión de honor,  resarcirse de estos días que me hicieron sentir a las redes sociales, lejanas.
Desde la ventanilla del bus veía el mar unos segundos y pensaba en en esos pleamares extraños de los días rutinarios que dejan de ser tales cuando precisamente en un golpe fugaz te detienes a contemplar ese océano turbulento. Y revivir la sensación de lo inesperado, un terremoto. Chile, o aquel sismo el 15 de agosto de 2007 en El Callao.

En los paraderos, llegan los preámbulos que en los buses se redondean. Algo que sucedió en la madrugada, una escénica que rompe la secuencia del verano, por ejemplo. Una tragedia. Una cadena de incertidumbres vía twitter, un atisbo a tu propio abismo. Una manera de desequilibrar las coordenadas. Un zoom caleidoscópico. Bocanadas de la noche. Un movimiento de niño asombrado. Volver a mirar. Y seguir escribiendo.


[Para D, aunque no entienda este post ahora]

Etiquetas:



◄ Older & Newer►

contents © http://postdrunk.blogspot.com 2011


entries others