Bosques y máquinas//

“Somewhere Nabokov is smiling, if you know what I mean"



Las pequeñas cosas turbias se van
13.1.10 @ 1:03 p. m.

Vamos a calibrar ideas en el autobús, me digo. Le hablo a mi yo y sus fisuras. Por cada fisura se abre un horizonte, un nuevo laberinto. Eso es paja, susurro y ataco a la computer con la fuerza de mis dedos. Un desfogue de stalker [muy doméstico, muy fugaz].

Cuando todo parece desmenbrarse porque la vida no es una tómbola y los avatares no son ahora sólo circunstancias sino imágenes con nicks, por ejemplo en twitter, fluye una voz. La tuya, es decir la mía. Molecurización en marcha. Este yo no basta.

Enamorarse tampoco es suficiente. Amar es otra fase, y es más vasta, de hecho tiene visos de heroísmo, de sucesos como el de caminar kilómetros de urbe sin volverse un neurótico extremo.
[El mp4, su compañía, el sol, el sol, el terrible sol]
En la madrugada me deslicé profusamente y me dormí mirando al muchacho de las tijeras en canal fox. Caía la nieve y Winona Ryder giraba mientras Edward, el muchacho elaboraba un ángel de nieve. Quise hacer una llamada telefónica. Quise volver a pasar por aquel puente lleno de rocío y helada. Un puente lejano.

Me preguntaría alguien por qué escribo de prisa. Me descuido en alguna línea por esta rapidez de stalker que se va, que debe irse. Punto. Fuera.

Etiquetas: , ,



◄ Older & Newer►

contents © http://postdrunk.blogspot.com 2011


entries others